LOS INFLUENCERS EN EVENTOS DE EMPRESA


En la era de la comunicación, la información y el constante devenir de novedades en el mundo de las redes sociales, sobresalen unas figuras que cada vez tienen más peso, y que no parece que vayan a desinflarse pronto: los influencers. Las personas que viven de su ‘influencia’ en Internet han conseguido hacer de su persuasión una profesión, tal y como hace años hicieran las grandes marcas o personas que desarrollaban una ocupación que despertaba el interés del público.

Actualmente un influencer tiene una ‘autoridad’ especial en los usuarios de la Red, un ‘poder’ de convencimiento a través de su ropa, viajes, gustos gastronómicos, círculo de amistades y estilo de vida en general. Por eso, son cada vez más compañías las que contratan los servicios de este tipo de personas que al fin y al cabo logran beneficios propios pero también para aquellas entidades a las que publicitan. Así que, ¿cómo funcionaría un acuerdo de un influencer en un evento para sacarle rendimiento?

Influencia real. Para escoger un influencer, muchas marcas se fijan en el número total de followers, que son a los que llegará la información que éste comparta o postee. Más allá de la cantidad de seguidores, es interesante saber su alcance real e interacción con los usuarios. Esto reportará mayor provecho a la parte contratante y su evento podrá llegar a mucha más gente en directo, lo que es bueno para el futuro.

Número de publicaciones. Para un evento, las marcas o empresas hacen un acuerdo de los post que deberá poner el influencer para llegar a un entendimiento. Puede ser un total de fotos, tal vez vídeos, ‘stories’ de Instagram, o tal vez una etiqueta discreta en las imágenes.

Compromiso de resultados. Para el influencer, más allá del rédito económico, es importante que su ‘marca personal’ esté bien cuidada y crezca día a día. Por eso, muchos profesionales de su propia imagen escogen cuidadosamente eventos donde también su visibilidad sea mayor y puedan conseguir otro tipo de contratos en el futuro. La empresa y el profesional cuadrarán un compromiso de resultados en ambas direcciones para que les sea de utilidad a ambos.

Pacto económico. Aunque actualmente hay muchos influencers en el panorama nacional o internacional y cada uno tiene sus propias tarifas, el pacto económico depende mucho de la persona. Dependiendo del número de seguidores o de la influencia real, en un evento pueden exigir una cuantía concreta o un pago de parte de la compañía que no sea en metálico.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.